A la Sombra de los Pinos

IMG_4760

¿hay algo más fome para un niño que ir al hospital? Si ya ir enfermo era una tortura, más fome aún era ir solo de acompañante.

Por suerte estaba este pequeño “parque” así es que por lo menos uno se podía quedar jugando afuera mientras la mamá hacia lo que tenía que hacer. Yo recuerdo que siempre acompañaba a mi mamá así es que me aperaba con juguetes para hacer más grata la espera. Lo mejor es que a diferencia de la plaza, este era mucho más agreste, de partida había que saltar la reja porque no tenía puerta de acceso y siempre había agua, formando pequeños canales de riego…y obviamente el paisaje de nuestros juegos con autitos y monos varios…o simplemente esperar bajo un árbol viendo los autos pasar.

A fin de cuentas, el sino de quienes vivimos en el desierto, siempre buscando una sombrita que nos proteja del caregallo.

Imagen 1779

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s